INTELIGENCIA EMOCIONAL Y ADOLESCENCIA. EL DESAFÍO DE EDUCAR. Por Mª de los Angeles Casiello

 

“Ser padres consiste en una serie interminable de pequeños acontecimientos, conflictos periódicos y crisis repentinas que exigen una respuesta. La respuesta no es intrascendente: afecta a la personalidad para bien y para mal. El carácter de los adolescentes se forja a través de la experiencia con las personas y situaciones. La educación en el carácter exige una presencia que demuestre y un contacto que comunique.

Queremos que nuestro hijo adolescente sea “una persona de bien”, un ser humano con compasión, dedicación y valor, una persona cuya vida este guiada por un núcleo de fuerza y un código de justicia. Para alcanzar estos objetivos humanitarios necesitamos métodos humanitarios. El amor no basta. Los conocimientos son insuficientes. Los buenos padres necesitan técnicas.”(Dr. Haim Ginott, Between Parent and Tecmager)[1].

La adolescencia es una etapa sumamente difícil si nos ponemos a pensar en la cantidad de decisiones que deben tomar frente a diferentes situaciones de la vida: ejemplo: consumir drogas SÍ-NO; mantener relaciones sexuales SÍ –NO; continuar estudiando SÍ-NO; asumir la identidad sexual SÍ-NO; continuar asistiendo a misa o salir con el novio SÍ-NO; salir con los amigos SÍ-NO; asumir los cambios físicos, psíquicos y cognitivos SÍ-NO…la lista podría ser interminable. Se puso a pensar en ello??

Educar adolescentes, es como hablaba mi amiga y profesora Silvana Sandri, la importancia de la cultura doméstica. Ella decía que la cultura doméstica, es lo que en casa debíamos aprehender de la conducta de nuestros adultos por imitación y reflejo de nuestros principales referentes, nuestros padres. Es decir, es en el hogar en donde aprendemos ha amar, y ha demostrar cariño y ello lo vivimos diariamente desde que nacemos y construimos lazos afectivos en virtud de lo que nos dan nuestros mayores.

Es sumamente importante contribuir al establecimiento de vínculos saludables. Un adolescente que recibe cariño, se siente más seguro de avanzar en la vida porque sabe que cuenta con el respaldo de sus padres.

Pues como todos sabemos, somos seres eminentemente sociales y por ende necesitamos de los demás. Es en el seno familiar en donde aprendemos cómo vincularnos y relacionarnos con los otros (respeto, capacidad de diálogo, empatía, como demostrar afecto, etc.).

Aprendemos lo que está bien y está mal según los límites que nuestros progenitores nos marcan, no se trata de restricciones sino del establecimiento de fronteras como metas u objetivos a lograr. Tal vez esta sea la tarea más difícil para los padres. Pero si queremos que nuestros hijos sean capaces de tomar decisiones y sean responsables, debemos tener en claro nuestros objetivos y saber cuales cosas no son negociables (cosas que consideramos sumamente importantes y que son esenciales para nuestros hijos).

Además, los adolescentes necesitan y quieren límites porque ello contribuye a aumentar su seguridad.

Recordemos que ser padres no es ser el amiguete de turno, ni el cómplice ni el compinche. Los padres son PADRES, y como tales deben preparar a su hijo  adolescente para la vida adulta, deben guiarlo en esta difícil travesía. Y además son PADRES  por CONVICCIÓN y no por casualidad o por las vueltas de la vida…ello genera indudablemente RESPONSABILIDAD y COHERENCIA entre ambos cónyuges a la hora de poner límites – para ello es fundamental la comunicación y el acuerdo conformando un frente en común.

Otro factor importante es el buen humor, al igual que sonreír con naturalidad y sentimiento, porque es vital para la salud psíquica de todo ser humano. Por ello es necesario favorecer emociones positivas  para que el adolescente (niño, adulto, anciano), crezca sano.

El sentimiento de pertenencia, es otro factor importante a tener en cuenta, ya que se trata de sentirse parte de un grupo social significativo, con el que nos identificamos con sus valores, objetivos y en virtud de ellos establecemos relaciones, vínculos. La idea de que tenemos una familia y que formamos parte de ella porque compartimos cosas en común pese a la diferencia generacional es vital.

Podemos decir que los ingredientes necesarios para educar un adolescentes con buenas dosis de inteligencia emocional son: AMOR = lazos afectivos; LÍMITES = fronteras; EMOCIONES POSITIVAS = Sonreír = Buen Humor y SENTIMIENTO DE PERTENENCIA.

Ahora bien ¿Cuáles son las habilidades sociales y emocionales decisivas según el experto Daniel Goleman que deben formar parte esencial de la educación y que pueden cultivarse y sistematizarse en casa y en la escuela?

  • “Autoconciencia: identificar los pensamientos, los sentimientos y la fortaleza de cada uno, y notar como influyen en las decisiones y las acciones.
  • Autoconciencia social: identificar y comprender los pensamientos y los sentimientos de los demás desarrollando la empatía, y ser capaz de adoptar el punto de vista de otros.
  • Autogestión: dominar las emociones para que faciliten la tarea que se está realizando y no interfieran en ella; establecer objetivos a corto y largo plazo; y hacer frente a los obstáculos que puedan aparecer.
  • Toma de decisiones responsables: generar, ejecutar,  y evaluar soluciones positivas e informadas a los problemas, y considerar las consecuencias a largo plazo de las acciones para uno mismo y para los demás.
  • Habilidades interpersonales: expresar rechazo a las presiones negativas de compañeros y trabajar para resolver conflictos con el objetivo de mantener unas relaciones sanas y gratificantes con los individuos y el grupo.”[2]

El desarrollo de las habilidades sociales y emocionales es fundamental en la vida de todo ser humano independientemente de la edad, ya que previene adicciones, depresiones o situaciones de violencia, permitiendo el desarrollo armónico y feliz de la persona en todos los ámbitos de la vida. Esto ha sido probado por numerosos estudios sobre el tema.

El verdadero desafío de padres y educadores, es sustentar las bases de una buena educación, para lograr adultos con una vida plena, sana y satisfactoria. El desafío está en nuestras manos!!!

 

CONSEJOS ÚTILES PARA PADRES Y ADOLESCENTES

“Instrucciones para la vida:

  1. Da a la gente lo que esperan y hazlo con buen humor.
  2. Memoriza tu poema favorito.
  3. No te creas todo lo que oyes, no gastes todo lo que tienes ni duermas todo lo que quieres.
  4. Cuando digas “te quiero” dilo en serio.
  5. Cuando digas “lo siento” mira a la persona a los ojos.
  6. Nunca te rías de los sueños de otra persona.
  7. Ama profunda y apasionadamente. Puede que te hieran, pero es la única manera de vivir la vida plenamente.
  8. En las discusiones, juega limpio. No insultes.
  9. No juzgues a las personas por sus familiares.

10. Cuando alguien te haga una pregunta no quieras contestar, sonríe y pregunta “¿por qué quieres saberlo?”.

11. No olvides que el gran amor y los grandes logros implican mucho riesgo.

12. Di “Jesús” cuando oigas estornudar a alguien.

13. Aprende algo de las derrotas.

14. No olvides las tres R:

Respetarse a sí mismo.

Respetar a los demás.

Responsabilizarse de las propias acciones.

15. No permitas que una pequeña discusión estropee una gran amistad.

16. Cuando te des cuenta de que has cometido un error, toma medidas inmediatas para subsanarlo.

17. Pasa algún tiempo solo.

18. Acoge los cambios con los brazos abiertos, pero no abandones tus valores.

19. No olvides que el silencio a veces es la mejor respuesta. Si no sabes que decir o que hacer, no hagas daño.

20. Lee más libros y ve menos televisión.

21. Vive una vida buena y honrosa. Así cuando te hagas mayor y recuerdes el pasado, la disfrutarás otra vez.

22. Es muy importante que se respire un ambiente afectuoso en casa. Haz todo cuanto puedas para crear un hogar tranquilo y armonioso.

23. En las discusiones con los seres queridos, ocúpate de la situación actual. No saques a relucir el pasado.

24. Comparte tus conocimientos y talentos. Es una forma de alcanzar la inmortalidad.

25. Cuida la tierra, en especial la parte que habitas.

26. No te metas en lo que no te importa. Por supuesto no fisgonees ni escuches a escondidas.

27. Una vez al año ve a un lugar donde no hayas estado nunca.

28. Si ganas mucho dinero o te regalan muchas cosas, dedica parte de ello a ayudar a los demás. Es la mayor satisfacción que da el dinero.

29. No olvides que no conseguir lo que uno quiere a veces es una suerte.

30. Tu carácter es tu destino. Siempre puedes mejorar tu carácter.

31. Enfoca el amor y la cocina con desenfreno temerario.

 

No olvides, cuando todo lo demás falla…¡siempre queda el chocolate!”[3]


[1] “EDUCAR ADOLESCENTES CON INTELIGENCIA EMOCIONAL”.Maurice J. Elias; Steven E. Tobias; Brian S. Friedlander. Traducción Beatriz Magri. Plaza & Janés Editores, S.A. Barcelona, 2001. Pág. 21.

[2] “INTELIGENCIA EMOCIONAL INFANTIL Y JUVENIL”. Linda Lantieri. Con introducción y prácticas guiadas por Daniel Goleman. Editorial Aguilar. Madrid, 2009. Pág. 36 y 37.

[3] “EDUCAR ADOLESCENTES CON INTELIGENCIA EMOCIONAL”. Maurice J. Elias; Steven E. Tobias; Brian S. Friedlander. Traducción Beatriz Magri. Plaza & Janés Editores, S.A. Barcelona, 2001. Pág. 242 y 243.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s